Administrar Dinero Administrar Dinero

11 mitos desmentidos sobre el alivio de la deuda

Debt relief on keyboard
Escrito por finder.com

¿Son todas las compañías de alivio de la deuda una estafa? ¿Es realmente mejor la bancarrota? Obtenga respuestas antes de firmar con alguna de ellas

Si se hace bien, contratar a una empresa para negociar con las compañías de tarjetas de crédito y los prestamistas puede ser la clave para salir de las deudas. Sin embargo, hay algunas ideas erróneas sobre cuándo y cómo utilizar la liquidación de deudas.

Entender cómo funciona es la clave para hacer que el alivio de la deuda funcione para usted.

Mito #1: Mi deuda acabará desapareciendo de mi reporte de crédito, así que ¿por qué debería pagarla?

FALSO

Es cierto que cuando usted no paga una tarjeta de crédito o un préstamo, sólo permanece en su reporte crediticio durante siete años. Pero eso no significa que la deuda se perdone después de que desaparezca. Su puntaje de crédito puede recuperarse, pero los acreedores (o, más probablemente, las agencias de cobro) seguirán exigiéndole el pago de la cuenta.

Cuanto más tiempo ignore la deuda, más dolor de cabeza puede suponer. Los acreedores pueden demandar, y de hecho lo hacen, a los prestatarios morosos, y a menudo añaden a su cuenta los honorarios de los abogados y los gastos judiciales. Si el juez le considera culpable, o usted ignora la demanda, podrían presentar un fallo judicial en su contra. Esto les permite embargar su salario o incluso congelar el dinero de sus cuentas bancarias.

Mito #2: Presentarse en bancarrota es mejor que el alivio de la deuda

DEPENDE

El alivio de la deuda y la bancarrota [ENG] son soluciones diferentes para circunstancias diferentes. La bancarrota bajo el Capítulo 7 elimina casi todas las deudas, pero tiene que pasar una prueba de recursos para demostrar que no hay manera de que pueda pagarlas. Si usted puede calificar para el Capítulo 7, eso significa que probablemente no puede pagar el alivio de la deuda.

La bancarrota bajo el Capítulo 13 no incluye una prueba de recursos, ni tampoco la cancelación de su deuda. En cambio, le pone en un plan de pagos con sus acreedores a tasas y términos que se ajustan mejor a su presupuesto. Puede llevar más tiempo que el alivio de la deuda y hay límites en cuanto a la cantidad que puede descargar a través del Capítulo 13. Si debe más de lo que la bancarrota puede cubrir, el alivio de la deuda puede ser la mejor opción.

Pero la declaración de bancarrota perjudica seriamente su crédito. La marca roja permanecerá en su reporte crediticio de 7 a 10 años, lo que dificultará la obtención de financiación en el futuro. Con el alivio de la deuda, usted tiene una mejor oportunidad de mantener su puntaje de crédito por encima del agua (explicaremos esto más adelante).

Mito #3: Todas las compañías de alivio de la deuda son estafas

FALSO

El alivio de la deuda ha recibido una mala reputación después de que algunas empresas cobraron honorarios por la liquidación de deudas y desaparecieron de la faz de la Tierra. Pero el gobierno de los Estados Unidos inició una importante campaña de represión en 2010 para erradicar las “manzanas podridas”.

Las empresas legítimas, como National Debt Relief [ING], pueden ayudarle a salir de sus deudas, si es la opción adecuada para usted. Puede asegurarse de que no está por ser víctima de una estafa consultando la lista de compañías y personas prohibidas para el alivio de la deuda [ING] por la Comisión Federal de Comercio. Busque también la acreditación del American Fair Credit Council (AFCC, por sus siglas en inglés) o de la International Association of Professional Debt Arbitrators (IAPDA, por sus siglas en inglés).

Mito #4: No puedo liquidar las deudas por mi cuenta

FALSO

Cualquiera puede levantar el teléfono y negociar la deuda por su cuenta. Si cree que puede liquidar sus cuentas con éxito por su cuenta, podría ahorrarse los honorarios que cuesta contratar a una conpañía de liquidación de deudas, que suelen rondar entre 15% y 25% de su deuda inscrita en el programa.

Pero hay ventajas en dejarlo en manos de los expertos. Las empresas de liquidación de deudas son negociadores experimentados y ya han establecido relaciones con los acreedores.

Mito #5: Los programas de alivio de la deuda duran eternamente

FALSO

Los programas de alivio de la deuda suelen tardar entre dos y cuatro años en completarse. Si cree que tardará menos tiempo en saldar sus deudas por su cuenta, podría beneficiarse de otras opciones.

El tiempo que tarde depende de la rapidez con la que pueda ahorrar los fondos para saldar su cuenta, y de la disposición de sus acreedores a llegar a un acuerdo. Si sus acreedores aceptan un acuerdo de inmediato y usted tiene el dinero listo, terminará su programa de liquidación de deudas más rápidamente.

Mito #6: Son pocas las personas que realmente liquidan sus deudas

FALSO

En promedio, 74% de las personas liquidan con éxito al menos una cuenta a través de un programa de liquidación de deudas.

Esto es según un reporte de enero de 2021 de la Harvard Kennedy School [ING] sobre los resultados financieros de los programas de liquidación de deudas entre 2011 y 2020.

He aquí otras conclusiones claves de este reporte sobre la tasa de éxito de la liquidación de deudas después de 36 meses:

  • Promedio del monto de la deuda no asegurada: $28,000 en 6.93 cuentas.
  • Promedio de deuda liquidada: 55% de la deuda en 3.8 cuentas.
  • Promedio de ahorro después de las comisiones: $5,400.

Mito #7: No puedo salir de la deuda si ya fue vendida a un cobrador

FALSO

Los cobradores pueden estar más dispuestos a trabajar con usted de lo que cree. Ignorar a una agencia de cobros puede llevarle a un juicio. Pero si usted se pone en contacto con ellos y les propone un plan de pago o un acuerdo, es posible que acepten. Al fin y al cabo, su trabajo es cobrar la deuda.

Sólo después de recibir una sentencia en rebeldía, la negociación se complica. En ese momento, la agencia de cobros puede embargar su salario y no tiene motivos para ceder.

Mito #8: Las compañías de alivio de la deuda no pueden cobrar comisiones por adelantado

VERDAD

Antes de 2010 era una práctica común para las compañías de alivio de la deuda, cobrar los honorarios cuando se inscribía. De hecho, el GOA cree que es una de las principales razones de que las tasas de éxito de alivio de la deuda fueran tan bajas en ese momento.

Pero ahora es ilegal que cualquier compañía de liquidación de deudas cobre cuotas por adelantado, gracias a una enmienda de 2010 a la Regla de Ventas de Telemarketing. Ahora, las compañías sólo pueden cobrar honorarios por las cuentas que ya han negociado. También pueden exigirle que comience a depositar fondos en una cuenta de depósito en garantía para cubrir la liquidación y los honorarios de inmediato.

Mito #9: Las empresas de liquidación de deudas pueden garantizar que liquidarán todas mis deudas

FALSO

Es ilegal que las compañías de liquidación de deudas le garanticen que liquidarán todas sus deudas o un porcentaje de ellas, de acuerdo con la Regla de Ventas de Telemarketing. De hecho, es ilegal que cualquier compañía de liquidación de deudas tergiverse sus servicios.

Las compañías legítimas de alivio de la deuda no darán ninguna garantía, y serán directas sobre los costos y el plazo de su programa. También deben revelar las consecuencias negativas de utilizar el servicio, como una posible caída de su puntaje de crédito.

Mito #10: El alivio de la deuda ayudará a mi puntaje de crédito

DEPENDE

La liquidación de deudas puede mejorar su puntaje crediticio, si es capaz de completar el programa sin incumplir ninguna de sus cuentas.

Pero si ya ha dejado de pagar, el alivio de la deuda puede acelerar el proceso necesario para volver a encarrilar sus finanzas. Esto puede mejorar su crédito a largo plazo, pero no borrará esos impagos de su reporte crediticio. En ese caso, tendrá que esperar siete años para que los impagos desaparezcan de su reporte de crédito.

Mito #11: No puedo disfrutar de mi vida hasta que no esté libre de deudas

FALSO

Tener deudas puede aumentar sus facturas mensuales y dificultar la obtención de créditos. Pero eso no significa que tenga que dejar todo en suspenso hasta que las pague.

Puede ser difícil seguir un plan estricto de pago de deudas si no se permite vivir un poco. Si se siente deprimido, encuentre formas de alegrar su vida que no sean excesivamente costosas, como tomar un baño de lujo al final de una larga semana o una noche de cine online con amigos.

Conclusión final

Cuando se está luchando contra las deudas, actuar lo antes posible puede facilitar la recuperación. En algunos casos, la liquidación de la deuda podría ser el camino a seguir. Conozca más sobre sus opciones leyendo nuestra guía sobre el alivio de la deuda [ING].

Preguntas frecuentes

Respuestas a las preguntas más frecuentes sobre el alivio de la deuda.

¿Un programa de alivio de la deuda arruina mi crédito?

Al igual que un programa de alivio de la deuda no ayudará necesariamente a su puntaje de crédito, tampoco lo arruinará por sí mismo. Por lo general, puede tener menos impacto en su crédito que otras alternativas como la bancarrota, que aparece en su reporte de crédito.

Si puede seguir haciendo los pagos mínimos mensuales, su puntaje de crédito no debería verse afectado mientras esté inscrito en el programa. Pero si decide hacer los pagos a su cuenta de liquidación y no a sus acreedores, esto tendrá un impacto negativo en su puntaje de crédito.

¿Es el alivio de la deuda una buena idea?

El alivio de la deuda no es la mejor solución para todos. De hecho, no todas las empresas de alivio de deudas aceptan a todos los que solicitan sus servicios.

Si puede negociar la reducción de la deuda por su cuenta o pagarla en un par de meses, tal vez quiera pensárselo dos veces antes de inscribirse. Pero si tiene más de $7,500 en deudas no aseguradas y cree que aún puede pagar a sus acreedores, solicitar ayuda profesional podría ser una buena idea.

¿Qué es mejor, el alivio de la deuda o la consolidación de la deuda?

Eso depende de su situación financiera. Si tiene un crédito bueno o excelente, debe menos de la mitad de lo que gana en un año y tiene un empleo, la consolidación de deudas podría ser una mejor opción. De lo contrario, otra opción (incluido el alivio de deudas- podría ser el camino a seguir.

Este artículo apareció originalmente en finder.com [ENG].

Sobre el autor

finder.com